Espuma municipal

Días pasados, había una fotografía que no tenía desperdicio alguno para los amantes de la comunicación no verbal, en la que aparecía el Alcalde rociado de espuma indignada y, frente a los toques tan inmaculados como vaporosos e ingrávidos, la ya consabida conseja ‘pantojeril’ del “Dientes, dientes”, con un intuido, por lo bajini, ‘que se jodan’, tan propio de estos lugartenientes del Poder.

De nuevo, la espuma amenaza con encaramarse a la disputa política, al ‘granatensis modo’, claro, y los mandamases toman el puesto de la oposición en un juego especular que parece tener como intención confundirlo todo, más si cabe. Mientras tanto, los vecinos de una urbanización promovida por el propio Ayuntamiento no han tenido más remedio que poner los hechos en conocimiento de la Fiscalía, pues, el ruido es insoportable. Las preguntas se adocenan, claro, ¿cómo es posible que el Ayuntamiento diera licencia de primera ocupación para unas viviendas que no tenían los mínimos exigibles? Ah ¿ que la cuestión es que necesitaban pastizara fresca con la que enjugar otros dispendios?. Vale. Pero, entonces, la nueva pregunta es ¿de dónde va a salir el pastizal que cueste indemnizar a los vecinos afectados? Ah ¿que ellos ya no piensan estar en esas cosas con lo que su responsabilidad se diluirá por completo?. Esa manera de proceder con desafecto descarado por el ciudadano, trasladándole a él lo que son las responsabilidades políticas, no puede durar ni un segundo más. Como tampoco puede durar la falta de asunción de responsabilidades, convirtiendo cualquier tema en un perverso ‘juego de la oca’ en el que se sacuden la culpa propia proyectándola en quien tengan más cerca o lejos, siempre que crean les pueda salpicar menos.

            El Alcalde no cayó en que, tal y como están las cosas, qué promotor se iba a poner a construir allí. Por la boca muere el pez, también el ‘espumoso’. No saben hacer urbanismo de otro modo, así nos ha ido, nos va y nos irá. La  sequía en cuanto a ideas ha trasladado, con mucho, sus Programas electorales. Sus pugnas navajeras por encumbrarse a lo más alto de la zafiedad, también parecen haberse cerrado, aunque, siempre en lo respectivo a este nivel, no se puede despreciar nunca lo relativo a las coyundas y más o menos extrañas parejas de cama. Recuerden, por ejemplo, el ‘nombramiento’ de Juan sin Libros como Secretario de Cultura y Patrimonio pepero. Para echarse a llorar o a reír. Así son: extrañas parejas, ahora en verano, bien fresquitas y con mucha espuma municipal.

Ideal, Granada,

5 de agosto de 2012.

alcalde-granada-banado-manguera-201207261322.html

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo cultura, Economía, Educación, Granada, Opinión, Política, Reflexiones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s